Quién participa, y quién no

Análisis sobre el acceso a los planes de jubilación que ofrecen los empleadores y el nivel de participación en los diferentes estados de Estados Unidos de América

© Getty Images

Resumen

Muchos trabajadores en los Estados Unidos de América están preocupados pensando que no contarán con suficiente dinero para la jubilarse; teniendo en cuenta el envejecimiento de la población del país, la continua disminución de la disponibilidad de las pensiones tradicionales y la preocupación existente sobre el futuro que correrá el Seguro Social. La Encuesta de Confianza en la Jubilación de 2014 que lleva a cabo anualmente el Instituto de Investigación de Prestaciones de los Empleados (Employee Benefit Research Institute, EBRI) reveló que sólo un 22 % de los estadounidenses se sienten muy seguros de que contarán con dinero suficiente para una jubilación cómoda, mientras que el 36 % no se siente tan seguro y un 24 % no se siente para nada seguro.

Para responder a estas preocupaciones, los legisladores han hecho hincapié en la necesidad de ampliar el acceso a los planes conocidos como planes de pensiones de cotizaciones definidas ofrecidos por el empleador, como el plan 401(k)s. La capacidad de los empleados para poder contribuir en el plan directamente desde sus nóminas y el poder recurrir a opciones como la participación automática, hacen que el lugar de trabajo sea un lugar eficaz para fomentar el ahorro. Estos planes, que ofrecen los empleadores, son la opción a la que recurren hoy en día los estadounidenses para acumular la mayoría de sus fondos privados de jubilación. Sin embargo, su disponibilidad es muy desigual.

Hoy en día, tan solo alrededor de la mitad de los trabajadores participan en un plan de jubilación en el lugar de trabajo, según un análisis de datos compilados por la organización The Pew Charitable Trusts. En total, el 58 % de los trabajadores tienen acceso a algún plan, aunque sólo el 49 % participa en uno. Si interpretamos los números desde otra perspectiva vemos que hay más de 30 millones de trabajadores a tiempo completo, con contrato anual en el sector privado, de entre 18 a 64 años, que no tienen acceso a un plan de jubilación a través de su empleador.

Con el objetivo de ayudar a que haya más personas que ahorren para su futuro, los legisladores en el Congreso han presentado iniciativas de ahorro para la jubilación. Por su parte, el Presidente Barack Obama presentó en 2014 su programa “myRA” (My Retirement Account), o mi Cuenta de Jubilación en español, que tiene un objetivo similar. Desde el 4 de noviembre de 2015, las personas que no cuentan con un plan de jubilación pueden acogerse al programa myRA para ahorrar para la jubilación.

Los estados también empiezan a intervenir para aumentar los ahorros para la jubilación. Los legisladores de más de la mitad de los estados han presentado medidas para crear o estudiar planes de jubilación ofrecidos por el estado para trabajadores que no pueden optar por ese tipo de plan de jubilación en su ámbito laboral. En Illinois, por ejemplo, se creó el plan Plan de Ahorro Opción Segura (Secure Choice Savings Program), que para 2017 comenzará a inscribir a determinados trabajadores en una nueva deducción automática de nómina para cuentas de jubilación. El estado de Washington ha creado un mercado en el que las pequeñas empresas y los trabajadores autónomos pueden optar por contratar un plan de jubilación.

En un momento en el que los legisladores a nivel estatal y federal exploran nuevos programas para alentar a los trabajadores a que ahorren dinero para su jubilación, este informe analiza la situación de los planes de ahorro para la jubilación en los 50 estados y evalúa los desafíos a los que se enfrentan trabajadores y empleadores. Los datos muestran amplias diferencias entre los estados, tanto en el acceso, como en la participación en planes de jubilación ofrecidos por los empleadores. Las cifras ponen a relieve las diferencias en función del tamaño de la empresa, del sector laboral, así como también de los ingresos del trabajador, la edad, la educación, la raza y el origen étnico. Puede consultar información más detallada, que incluye un desglose estado por estado con visualización de datos interactivos, en la versión en línea del informe en http://www.pewtrusts.org/retirementaccess.

Éstas son algunas de las principales conclusiones:

  • Los índices de acceso y participación varían mucho entre los estados y las regiones. Por ejemplo, el 61 % de los trabajadores de Wisconsin participan en algún plan de pensión o plan de ahorro para la jubilación que ofrece el empleador, mientras que en Florida es el 38 %. El acceso y la participación son mayores en la región de medio oeste, Nueva Inglaterra y partes del noroeste Pacífico y es menor en las regiones del sur y del oeste.
  • El acceso y la participación varían según el tamaño de la empresa y el tipo de sector. Por ejemplo, solo el 22 % de los trabajadores en empresas con menos de 10 empleados reportaron contar con acceso a un plan de pensión o a un plan de ahorro para la jubilación, mientras que había un 74 % que sí cuenta con esa opción de los que trabajan en empresas de 500 empleados o más. Algunos sectores, como el ocio, la hostelería o la construcción tienen niveles de acceso y participación mucho más bajos que otros sectores. Estos factores influyen en las diferencias estatales y regionales.
  • El acceso al plan y la participación difiere considerablemente en función de los ingresos del trabajador. A nivel nacional, solo el 32 % de los trabajadores con ingresos de sueldo y salario de menos de $25 000 tienen acceso a un plan de jubilación en su lugar de trabajo. Esta cifra aumenta a un 75 % en el caso de los trabajadores con ingresos por encima de los $100 000. Tan solo hay un 20 % en el grupo de los ingresos más bajos que participan en un plan, mientras que hay un 72 % de participación entre los trabajadores más pudientes.

Key Findings

  • 49% of all U.S. private-sector workers participate in a retirement plan.

    Tweet
  • 70% of Wisconsin workers have access to retirement plan, the most of any state.

    Tweet
  • 32% of workers earning less than $25,000 a year have access to a retirement plan

    Tweet
  • 38% of private-sector Hispanic workers have access to a retirement plan.

    Tweet
Press Releases & Statements

Access to Workplace Retirement Plans Varies Widely Across States

Big differences among industries, incomes, ages, education, race and ethnicities

Quick View
Press Releases & Statements

WASHINGTON—Wide differences in access to and participation in employer-based retirement plans exist across states, with variations by employer size and industry type as well as by workers’ income, age, education, race and ethnicity, according to a report released today by The Pew Charitable Trusts.

Data Visualization

Employer-based Retirement Plan Access and Participation

Who’s in, who’s out

Quick View
Data Visualization

Workers in the United States accumulate the vast majority of their retirement savings through employer-based plans, but large gaps in coverage exist. Pew’s analysis shows that more than 30 million workers report they do not have access to an employer-based retirement plan