Pew celebra victoria sin precedentes en CITES para la conservación de tiburones y manta rayas

Pew celebra victoria sin precedentes en CITES para la conservación de tiburones y manta rayas
Oceanic whitetip shark

El comercio internacional de cinco especies de tiburones y dos especies de manta rayas quedan desde ahora sometidas a las regulaciones de la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres, o CITES, medida que podría salvar a estas poblaciones amenazadas del colapso total.

Las dos terceras partes requeridas entre los 177 Estados miembros de CITES votaron a favor de proteger a estos animales –el jaquetón oceánico y el tiburón sardinero, tres especies de tiburones martillo y dos especies de manta rayas–decisión que aumenta la cantidad de tiburones protegidos por CITES de tres a ocho especies.

“Se trata de un triunfo enorme para algunas de las especies de tiburones más amenazadas que requieren medidas inmediatas de control del comercio internacional de aletas”, dijo Susan Lieberman, directora de políticas ambientales internacionales de The Pew Charitable Trusts. “Este triunfo indica que la comunidad mundial colaborará para aliviar la apremiante situación que afecta a algunas de las especies más vulnerables de tiburones y manta rayas.”

Lieberman agregó que se puso fin a la paralización creada por aquellos que se oponen a dichos controles. El destino principal del comercio de tiburones es Asia, donde el producto se usa en la sopa de aleta. Las manta rayas se capturan por sus branquias –la parte que utilizan para filtrar el alimento del agua– para hacer un supuesto jarabe asiático para la salud.

Hoy el océano vivió su jornada más importante en los 40 años de historia de CITESSusan Lieberman, directora de politicas ambientales internacionales

“Ahora la situación está cambiando a favor de la conservación del tiburón; los gobiernos están escuchando las recomendaciones científicas y actuando por el bien de la conservación y la sostenibilidad de las especies”, sostuvo Elizabeth Wilson, gerenta de la campaña global del tiburón de Pew. “Gracias a esta nueva protección, el jaquetón oceánico, el tiburón sardinero y los tiburones martillo tendrán la oportunidad de recuperarse y una vez más, cumplir su función como los principales depredadores del ecosistema marino”.

Pew agregó que este compromiso de la comunidad internacional con la conservación del tiburón debe ponerse en práctica y fiscalizarse con decisión, además de complementarse con gestiones nacionales y regionales para garantizar un futuro sostenible para estos y otros depredadores oceánicos, todos los cuales son fundamentales para la salud del ecosistema marino en general.

Según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, hay 143 especies de tiburones en peligro de extinción, pero existen pocas medidas de manejo para protegerlas.