Los tesoros marinos del Caribe estadounidense merecen ser protegidos

Pew trabaja para proteger la vida marina y asi garantizar ecosistemas saludables y comunidades prosperas

Pew.Feature.Listing.NavigateTo

Los tesoros marinos del Caribe estadounidense merecen ser protegidos
Caribbean OceanGetty Images

Botes de pesca en el Caribe estadounidense.

Las aguas cristalinas, las playas de arenas blancas, los variados peces de colores y los brillantes arrecifes de coral de Puerto Rico y las Islas Vírgenes de los EE. UU. están llenos de vida que atraen a locales y turistas de todas partes del mundo e impulsan las economías regionales. The Pew Charitable Trusts colabora con los líderes y constituyentes locales interesados para proteger los arrecifes, las áreas de desove de peces y otros hábitats fundamentales y así garantizar que la abundancia del océano siga respaldando el estilo de vida caribeño y preservando sus preciados tesoros ambientales.

Las poblaciones de peces apoyan y sostienen los ecosistemas oceánicos saludables en los que la interdependencia de la vida marina está delicadamente equilibrada, por lo cual es fundamental garantizar la existencia de recursos pesqueros abundantes y saludables en el Caribe. Por ejemplo, el pez loro o cotorro limpia los arrecifes de coral, ya que se alimenta de las algas que, de lo contrario, los asfixiarían. Otras especies, como el dorado, el pargo de agua de profundidad, el mero cabrilla y el pez reina ballesta o peje puerco, desempeñan funciones importantes en el océano a la vez que son platos favoritos en los hogares y restaurantes.

Los líderes del Caribe estadounidense han logrado avances para eliminar y prevenir la sobrepesca. Ahora es el momento de aplicar un enfoque más integral para proteger los recursos oceánicos.

FishShutterstock

Reina ballesta o peje puerco.

Nuestra meta

Pew trabaja para que la región cuente con océanos saludables que puedan apoyar la pesca, el turismo, el empleo, las actividades recreativas y la gastronomía para disfrute de las generaciones futuras. La organización impulsa la implantación de un enfoque de administración pesquera que tome en cuenta la naturaleza
interdependiente de la vida marina.

Prioridades

  • Protección del hábitat. Los hábitats marinos saludables ayudan a fomentar un ecosistema vibrante que pueda respaldar un suministro sustentable de peces para los pescadores comerciales y recreativos y los negocios relacionados con la pesca. Pew trabaja para garantizar la protección del hábitat esencial, en particular, las áreas de desove y los ecosistemas de los arrecifes de coral.
  • Un enfoque amplio para la administración de pesquerías. Los administradores de pesquerías deben considerar los diversos factores que afectan a los peces para garantizar que la región cuente con poblaciones saludables y sustentables Se tienen que considerar elementos como el lugar donde viven, se refugian y desovan los peces, qué comen y quién se los come a ellos, las condiciones cambiantes del océano como el calentamiento y la acidificación del agua, y la influencia humana en los océanos. Pew busca persuadir a los responsables de la toma de decisiones para que establezcan reglas que tengan en cuenta la naturaleza interconectada de los ecosistemas marinos.
School of fishShutterstock

Pez loro o cotorro.

Quiénes somos

The Pew Charitable Trusts es una organización global independiente sin fines de lucro que se vale del poder del conocimiento para solucionar los problemas más complicados de la actualidad. La organización, financiada por la familia Pew, aplica un enfoque riguroso y analítico para mejorar las políticas públicas, informar al público y fortalecer la vida cívica.

Cómo trabajamos

En Puerto Rico y en las Islas Vírgenes de los EE. UU., Pew colabora con los pescadores, los científicos, los administradores de pesquerías y organizaciones sin fines de lucro y agencias locales a cargo de preservar los recursos naturales con el fin de garantizar la protección y el uso eficaz de los recursos marinos. Pew también trabaja con el Consejo de Administración de Pesca del Caribe que rige la pesca en aguas federales (de 3 a 200 millas náuticas de las costas de las Islas Vírgenes y de 9 a 200 millas náuticas de las costas de Puerto Rico). El Consejo, constituido por siete miembros, reúne a pescadores recreativos y comerciales, a los responsables de la protección de los recursos marinos en las agencias estatales y a un representante del Servicio del Sector Pesquero de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA fisheries).

People eating by the Caribbean OceanShutterstock

Locales y turistas disfrutan cenar mariscos.

Las poblaciones de peces robustas y los océanos saludables pueden sustentar empleos en el sector pesquero, fortalecer el turismo, ayudar a los negocios a prosperar, y ofrecer beneficios económicos y sociales a las comunidades costeras. 

Manténgase actualizado respecto al trabajo de Pew suscribiéndose a nuestro boletín informativo aqui.